It’s cítric time! – Chronicle

Hace unos días llegué a una conclusión bastante obvia aunque difícil de evitar para muchos de nosotros: las operas primas son un problema. Me refiero a que cuando vamos a ver una película de un director novel que ha hecho cortos interesantes y que por fin tiene la oportunidad de estrenarse con un largometraje, esperamos que sea la leche, y la mayoría de las veces no lo es, y si resulta así, inmediatamente después se acaba desinflando con su segunda parte. Esperar grandes operas primas no está bien, lo mejor que se puede esperar de ellas es una interesante carta de presentación de un director que debe ir evolucionando favorablemente con el paso de los años, por eso valoro positivamente las buenas intenciones de aquellos directores que intentan aportar algo nuevo, como es el caso que aquí se nos presenta de Josh Trank, un tipo que pretende mezclar el género superheroico con el found-footage.

Inicialmente, esta unión resulta la mar de atractiva para quienes están interesados sobretodo en el estilo mockumentary, ya que aunque Chronicle trate de un grupo de adolescentes con poderes, aparentemente no se ciñe demasiado a los cánones del género de superhéroes salvo en contadas excepciones. El principal problema que padece la película reside en la concepción de sus personajes, en especial el de Andrew, nuestro protagonista, quien va convirtiéndose poco a poco en el villano de la historia debido a su personalidad introvertida y sus malas experiencias. Esas malas experiencias son lo primero que chirrían de la película. Andrew es un adolescente con una madre enferma, postrada permanentemente en la cama, un padre alcohólico que le pega y unos compañeros de clase que no paran de hacerle bullying. Está claro que juntarle tantas desgracias al chaval de golpe no ha sido la mejor de las ideas, y si además añadimos que el tipo se comporta como un capullo muchas veces, el espectador no siente una lástima inicial hacia él, sino un: “te lo mereces por gilipollas.”

La progresión del carácter del personaje hacia el lado oscuro tampoco resulta especialmente elegante en muchos momentos, sí es fácilmente apreciable y bien resuelta en momentos reposados donde Andrew se muestra instintivamente cruel, como el desmembramiento de la araña, por ejemplo. Pero acaban siendo forzadas aquellas escenas en las que el protagonista manifiesta verbalmente cómo piensa, (el aplastamiento del coche). Habría sido más interesante marcar más el distanciamiento entre Andrew y su primo Matt, quien se inclina más hacia el bien mientras intenta impresionar a la chica que le gusta. Todo ello desemboca en un enfrentamiento final donde media ciudad se va a tomar por culo, con los protagonistas volando y lanzándose coches.

Con el paso del metraje, la utilización de la cámara casera acaba perdiendo el sentido, poniendo cada vez justificaciones más ridículas, sobretodo cuando nos acercamos al último tercio de la película, con el protagonista levitando cámaras de vídeo a su alrededor para que podamos tener planos-contraplano. Esa imperiosa necesidad que tiene Andrew de llevar su cámara de vídeo a todos lados no acaba sino resultando molesto y absurdo, aunque al principio esto se tolera bastante bien.

Sin embargo, hay cuestiones de guión que ya pueden echarse en cara más al género que utiliza, ya que una de las carencias que suelen padecer estas películas de estilo mockumentary, es que carecen de continuidad. En Chronicle no es raro encontrar tiempos muertos y escenas de relleno, aunque algunas de ellas resultan la mar de divertidas, sobretodo cuando utilizar sus poderes para hacer el tonto, o cuando aprenden a volar. Estas son situaciones que pueden ayudar a definir mejor a los personajes, pero si hay un número demasiado abundante de ellas, resulta demasiado disperso.

Chronicle resulta una película fallida que prometía bastante, recomiendo verla sobretodo a aquellos que no hayan visto mucho material promocional, ya que los mejores momentos son los que están en los trailers y clips promocionales, y para los que sean poco puristas del cine de superhéroes, para poder así evitar comparaciones.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s